Zona DMX Cerrar

La actividad física te ayuda a prevenir estas enfermedades

13 / 03 / 18

El ejercicio tiene enormes beneficios para la salud no sólo física, también anímica es por ello que aquí te enlistamos algunas de las enfermedades que se pueden prevenir con la actividad física.

Cáncer. Diversos estudios científicos han demostrado que la práctica regular de ejercicio reduce la incidencia de ciertos tipos de cáncer como el de colon y el de páncreas.

Diabetes tipo 2. Este padecimiento está relacionado con varios factores, entre ellos el sobrepeso y el síndrome metabólico, que se pueden prevenir con la práctica diaria de ejercicio; gracias a este se logra una reducción del 42% en la incidencia de Diabetes tipo 2.

Artritis. El paso de los años y la falta de movimiento pueden provocar problemas en tus articulaciones que deriven en artritis. Con el ejercicio tus articulaciones y cartílagos se mantienen lubricados y flexibles. Además, te ayuda a reducir el dolor y la rigidez.

Osteoporosis. Es una enfermedad que debilita los huesos debido a la pérdida de masa ósea. Gracias al movimiento, pero en especial al ejercicio en el que pones peso y fuerza en tus huesos, es posible mantenerlos en buen estado, lo cual disminuye, con el paso de los años, el riesgo de fracturas.

Ansiedad. Al hacer ejercicio tu cuerpo genera ciertos neurotransmisores que ayudan a tu organismo a reducir los niveles de ansiedad. Quienes padecen de este trastorno ven mejoría si, junto con el tratamiento farmacológico y psicológico, se ejercitan.

Estrés. La vida moderna ha traído como consecuencia este padecimiento, pero al realizar ejercicio es posible mantenerlo bajo control puesto que disminuyen los niveles de cortisol, una hormona que está ligada al estrés.

Alzheimer. Al practicar ejercicio mejoran los procesos de memoria porque se incrementa la producción de ciertas sustancias químicas a nivel cerebral las cuales previenen la degeneración de las neuronas del hipocampo causantes de este padecimiento.

Evento cerebrovascular (EVC). La ruptura de un vaso sanguíneo o la formación de un coágulo que obstruya un vaso sanguíneo puede provocar un EVC. Gracias al ejercicio continuo, el riesgo disminuye hasta en un 31% de acuerdo con diversos estudios científicos.

Ahora que ya conoces algunas de las enfermedades que se pueden prevenir ejercitándote con regularidad, elige aquella actividad que se adapte mejor a tu estilo de vida y hazla al menos 30 minutos diarios o más. ¡Verás todos los beneficios!

 

Por Montserrat Celorio / Staff Zona DMX
Fuentes de información:
Tn.com.ar/salud
Sumedico.com
Psicologiaymente.net
Diabetesbienestarysalud.com

Socios